15 jun. 2016

Personalidad y futuro de Elisa Carrió


Esta tirada incluye a los 22 Arcanos Mayores divididos en 7 grupos de 3 cartas cada uno y la última, que queda libre y que influye en todas las demás.

Cada una de estas tiras de cartas definen determinados aspectos de la personalidad, salvo las dos últimas que nos dan un panorama del futuro próximo y el futuro más lejano del personaje en cuestión.

Después de distribuir las que iban saliendo, la carta que quedó libre y que en mayor o menor medida tendrá influencia a lo largo de todo el desarrollo de la tirada, es El Diablo (deben ver sus características como parte de una arquetipo humano y no como lo considera la religión, por eso aconsejo que lean sus características como parte de la condición humana). La presencia lejana del Diablo es fundamental para comprender la parte central de la personalidad de Elisa Carrió.



FILA 1: PERSONALIDAD



El Ermitaño es un solitario y se guía por su propia luz interior, que da claridad a su propia oscuridad y que indirectamente y sin proponérselo, también esparce su luz hacia los demás. Sin embargo el ego, el orgullo y la arrogancia que le aporta El Diablo hacen que Elisa Carrió se imagine a sí misma como "faro", como una suerte de "consciencia" general, colocándose en un sitial semejante a un líder moral y espiritual (a su modo de ver y sentir).
El Mundo es la naturaleza interior, la esencia de los seres y representa el centro del equilibrio psíquico, por su lado El Diablo es confuso en sí mismo y por lo tanto, confunde a quienes alcanza su influencia y esa confusión produce la pérdida del equilibrio y en el caso de lo que representa El Mundo, al confundir el centro mismo del equilibrio, en lo profundo de la persona puede producir un sentimiento o sensación de inferioridad o su opuesto, de superioridad. Por lo que antes marcó El Ermitaño, en el caso de Carrió puede observarse que ese desequilibrio se ha producido hacia el lado de un sentimiento de superioridad. Así, El Ermitaño se transforma en un ser que supone poseer un conocimiento supremo, total, y a partir de allí se siente poseedor del conocimiento de todas las cosas, situaciones y circunstancias.

Si miramos la imagen en la carta del Diablo, veremos que sostiene una espada en su mano izquierda (la de las emociones) de manera descuidada, sin ningún tipo de "solemnidad", al contrario de La Justicia, que la sostiene con su mano derecha (lado consciente y racional) que la mantiene firme y vertical en señal de imparcialidad y de estar por cumplir su principal función que es el discernimiento entre dos o más asuntos. Como dice la definición de esta carta, "la espada es el poder del discernimiento que nos permite abrirnos paso a través de capas de confusión y falsas imágenes para revelarnos una verdad central." Así es que se puede ver que aquella "sensación de superioridad" que tiene Elisa Carrió la carga de mucha emotividad y no le permite tener una correcta apreciación de lo que es justo o equilibrado. Lo mismo se aplica para el correcto balance o no de la báscula que sostiene La Justicia. Si se la carga un platillo con más emotividad (en especial el odio o la venganza) que el otro con racionalidad, se produce un desequilibrio que puede conducir al autoritarismo, por ejemplo.

CONCLUSIÓN: Se puede decir que Elisa Carrió se siente poseedora del conocimiento absoluto, de la verdad absoluta. La más capacitada (o la única, quizás) para determinar y separar "lo bueno" de "lo malo". Tiene un fuerte sentimiento de superioridad (no descartando que a su vez, y paradójicamente, esté anclado en un íntimo sentimiento de inferioridad). Todo esto queda confirmado al ver su sentido personal de lo que es justo o injusto, lo cual es resultado de aplicar a sus valoraciones y juicios las emociones negativas más que por su recto razonar.


FILA 2: ASPECTO AFECTIVO (Entorno familiar, amistades, etc)


En lo afectivo, Carrió es mayormente inestable. Lo marcan tanto El Loco como La Rueda.

El Diablo aporta una mirada egoísta, egocéntrica que valora todo y a todas las personas a partir de la mirada distorsionada de las propias necesidades y deseos, sin contemplar o reparando poco en los sentimientos y necesidades ajenos. Además El Loco es esencialmente amoral, no sabe distinguir entre el bien y el mal, abarca los opuestos y por ello se lo identifica con el arquetipo del Embaucador (lo mismo que al Mago). Tiene la capacidad para crear o destruir, de orden y de anarquía y además esta carta marca justamente, cambios bruscos e inesperados en los sentimientos. Así, sus relaciones afectivas son absolutamente inestables y hasta llegado un punto, caóticas.

La Rueda coincide con El Loco en su amoralidad. Cada giro que da no se corresponde o no es a causa del bien o del mal, de culpa o de inocencia, de verdad o mentira. Sucede periódicamente y es recurrente. Pueden cambiar los hechos, los protagonistas y las circunstancias, pero lo esencial se repite de manera constante.

En cuanto a La Sacerdotisa, aporta su naturaleza lunar (cambiante) a Carrió en el aspecto de las relaciones con su entorno, que además es algo que se le mantiene oculto hasta para ella misma, pues sus actitudes provienen de su subconsciente...
Por último no hay que olvidar que en todo esto está también presente a la distancia la figura del Diablo que marca que la clase de afectos que prodiga son nocivos, dañinos tanto para quien es alcanzado por su influencia como para quienes rodean a esa persona...

CONCLUSIÓN: Elisa Carrió tiene un tipo de afectividad demasiado inestable y le resulta sumamente difícil mantener una relación afectiva (de cualquier tipo) que se extienda en el tiempo y que sea razonablemente profunda o constante. Sus cambios son bruscos y recurrentes. Es un círculo vicioso del que parece difícil que pueda salir pues su volubilidad emocional no está mayormente ligada a su lado consciente sino a su subconsciente y termina dañando a aquellos que ella supuestamente amaba o estimaba...

FILA 3: ASPECTO MENTAL


El Papa, por definición de la carta, es el árbitro final en todas las cuestiones morales. Como sucede con todas las cartas del Tarot, la del Papa no se refiere específicamente al personaje que retrata cada una, como en este caso, la figura religiosa que todos conocemos, sino que las cartas identifican ciertas características arquetípicas en determinado momento del aprendizaje humano.

Como cada arquetipo representado en el Tarot, El Papa tiene también su lado oscuro (al que lo empuja El Diablo). Este Sumo Sacerdote (como se lo nombra en algunos Tarots) representa nuestra "voz interior", que nos va marcando lo que para cada uno significa el bien y el mal y juzga nuestras propias acciones y las del mundo que nos rodea. Así es que esa "voz" puede volverse grito, acusando y recriminando a quienes lo rodean desde su concepción distorsionada de los valores morales e incluso puede hacerlo desde posiciones dogmáticas y hasta fanáticas (Ya conocemos sobradamente los falsos líderes espirituales que pueden arrastrar a multitudes a actitudes violentas y/o irracionales)

También La Templanza es representativa de esa "voz interior", es el "diálogo" interno con nuestra consciencia (que puede identificarse con Dios o con el ángel de esta carta, que puede ser bueno u oscuro). Es el nexo entre nuestra interioridad y lo externo y su función es unir ambos armónicamente, para lo que es necesario el mayor equilibrio entre emociones y pensamientos. Pero ya sabemos que El Diablo está permanentemente influyendo en esta lectura y con su carga excesiva de emotividad negativa, su enorme voluntad de satisfacer sus deseos y su tendencia de alterar los equilibrios, La Templanza termina siendo un potenciador de aquel lado negativo del Papa que vimos antes.

El Mago hace su actuación para nosotros, concreta sus creaciones o sus ilusiones para que todos las compartamos. Inclusive a veces nos invita a ser parte del espectáculo.
Todo lo que El Mago hace (real o ilusorio) es en definitiva para su propio beneficio y su magia (palabra vinculada a "imaginación") es como una espada de doble filo pues se puede usar para crear un nuevo mundo como para abrir con ella una caja de Pandora...

CONCLUSIÓN: Carrió se asume como la poseedora de la única verdad moral y que a partir de allí está autorizada para juzgar y condenar según su particular manera de ver las cosas sin que exista posibilidad alguna de que se la contradiga pues su palabra es la definitiva, lo que deriva en actitudes intolerantes. También explica su manera melodramática de expresarse y el énfasis que exhibe cuando ella, desde sus particulares y personales puntos de vista sobre lo que es bueno o malo, justo o injusto, juzga el accionar de los demás. Muchas de sus "actuaciones" terminan siendo ilusiones que su mente crea (consciente o inconscientemente), siempre con la idea de que su verdad hará salir a la luz demonios terroríficos, de los que ella pretende salvar a los "inocentes" que creen en ella...

FILA 4: ILUSIONES Y ESPERANZAS


La ilusión y la esperanza de Carrió es ser lo que se supone que muestra a cada momento, la portadora de la verdad, de lo nuevo, de la claridad. Ser una especie de Faro para la sociedad...

Lo podemos comprobar con sólo comparar y extraer las coincidencias de las tres cartas...

La Emperatriz conecta el cielo con la tierra, el espíritu con la materia. Revela algo nuevo.
La influencia del Diablo muestra el aspecto negativo de La Emperatriz, trasformándola en el arquetipo de la madre castradora y haciendo que en vez de "gobernar por amor" tenga un "ambicioso amor al poder". Pero en el caso de Elisa Carrió, se puede decir que desea un poder desde las sombras ya que el poder formal lo detenta El Emperador. Es decir, tiene ambición de poder, pero no desde una posición expuesta sino de una manera más oscura y menos visible.

El Sol anuncia un nuevo estadio de iluminación y nutrición. Es un tiempo de cumplimiento.
Es la luz divina, principio de todo conocimiento, la verdad fundamental de la que emergen todas las verdades.

En tanto la carta de La Fuerza representa entre otras cosas el intelecto, la facultad de crear y dominar por medio de la determinación que da el conocimiento de la verdad.
Es el poder para desprender lo verdadero de lo falso, lo útil de lo inútil, y es también la claridad rotunda de juicio.

CONCLUSIÓN: Se puede decir que Elisa Carrió desearía ejercer el poder desde una posición que no signifique tomar decisiones de gobierno, que no implique exponerse a las asperezas de los primeros planos, sino desde un sitial de guardiana de la verdad detrás del poder y ser reconocida como la que trae la luz sobre los misterios y acechanzas y protege a su pueblo como hace una madre sobreprotectora.

FILA 5: LO QUE TEME O LE PREOCUPA


El Emperador representa básicamente el orden, el dominio sobre situaciones del presente y su proyección hacia el futuro, la previsión, el poder sobre los elementos, la armonía y seguridad en "su reino", especialmente en lo mental y material...

Siendo con otro sentido, La Estrella también habla de un mundo ordenado y en armonía, aunque referido en realidad al mundo espiritual y físico.

El rey que conduce El Carro con decisión y energía, pero prestando poca o ninguna atención a la dirección de sus caballos. Los animales representan sus aspectos físicos y espirituales. Necesita hacer que ambos consigan una armonía elemental para que el viaje no termine en una catástrofe. Es decir, el objetivo primario es conseguir un equilibrio estable y constante.
Es la puesta en camino, un avance decidido...

CONCLUSIÓN: Debo admitir que no me resultó sencillo encontrar una lectura que me convenza para este aspecto de su personalidad, pero teniendo en cuenta las características principales de estas tres cartas más lo ya dicho anteriormente, concluyo que lo que Carrió teme o le preocupa es llegar a una situación en que todas las condiciones se dieran como para que ella se encuentre en posición de ejercer efectivamente un puesto ejecutivo o de responsabilidad directa en la toma de decisiones. Ella se sabe con el impulso y la energía como para poder ocupar los primeros planos de conducción, sin embargo y a pesar de todo, es consciente de sus problemas para mantenerse equilibrada como para poder avanzar con seguridad. Es, en definitiva, reflejo de lo que le sucede en varios planos de su personalidad: su inestabilidad.

FILA 6: FUTURO INMEDIATO


Los Enamorados, La Luna y El Juicio marcan lo siguiente pare el futuro próximo de Elisa Carrió:

Se encontrará en una situación en la que deberá tomar algún tipo de decisión importante. Se sentirá presionada y es allí donde su excesiva emocionalidad le hará perder el poco o mucho equilibrio interior que hubiere alcanzado. La decisión que finalmente tome lo considerará como un sacrificio. Es posible que la razón sea cuestión de algo que hace que ella se considere como víctima de mentiras e infidelidades, sean estas reales o imaginarias.
Caerá en un estado de confusión interior, de dudas, de oscuridad y de temores íntimos. Sus propias sombras y fantasmas harán que su percepción de la realidad sea distorsionada.
Tardará bastante tiempo en salir de tal estado, hasta que finalmente pueda encontrar algo que la motive a buscar una nueva meta, posiblemente algo que surja en ella repentinamente que le hará redirigir la libido hacia nuevos proyectos, pero que no será otra cosa que la vuelta a ese círculo repetitivo y constante en que una y otra vez termina cayendo. El Diablo la incita permanentemente a repetir su historia hasta el infinito, lo que la hunde una y otra vez en sus propias profundidades.

FILA 7: FUTURO A LARGO PLAZO


En este caso no voy siquiera a desarrollar las características de estas cartas que puedan ser importantes para la lectura del futuro a largo plazo de Elisa Carrió.
La Muerte por sí sola rara vez habla de la muerte física de una persona. Se refiere a ese momento en que una persona se siente literalmente despedazada y toda su vida está esparcida caóticamente, pero que a largo plazo resulta en un resurgir de manera totalmente diferente.

Aclarado este punto debo decir que si esto apareciera en una tirada para alguna persona con la que puedo tener contacto, trataría de "suavizar" este punto pues no se puede sugestionar a alguien con este tipo de cosas, considerndo que siempre cabe el error en la interpretación. Sin embargo supongo que la doctora Carrió no leerá nunca esto que voy a escribir.

En la lectura de cualquier tirada donde aparezcan La Muerte y La Torre juntas dan un muy fuerte indicio (si no definitivo) de muerte física (incluso lo sé por una muy lamentable experiencia personal). Si a estas dos cartas agregamos El Colgado y la presencia más sutil del Diablo, me puedo arriesgar a decir que el futuro lejano de Elisa Carrió es muy probable que le depare su fallecimiento. Es posible que sea como consecuencia de una enfermedad discapacitante previa, pero que luego de un tiempo tendrá un fin repentino.
¿Cuánto tiempo abarca este "futuro lejano"? Normalmente se considera un período aproximado de entre un año (poco más, poco menos) y dos años como máximo.